Diferencias entre 4K 8K o ultra HD, ¿Qué diferencias hay?

Gracias al avance de la tecnología, en los últimos años se ha dado la evolución de las pantallas de televisores, por lo que podemos conseguir que las marcas han desarrollado distintos formatos disponibles para los compradores, dejando atrás a los que en algún momento fueron muy populares, como es el caso del formato HD que es considerado ya como obsoleto, porque no cuenta con la cantidad de píxeles necesarios para expandirse en las pantallas de mayor tamaño.

En el mundo tecnológico ahora puedes conseguir televisores con pantallas de formato 4K, 8K o ultra HD, de la marca que desees llevarte a casa, pero el dilema sobre cuál de ellos elegir está en que quizás no te has enterado muy bien qué es lo que diferencia uno de otro, cuál podría ser el más apto para ti.

Todos queremos renovar los espacios que tenemos en nuestros hogares, y como seguro has llegado a este post con esa intención, en los próximos apartados te contaremos cuáles son las diferencias entre 4K, 8K o ultra HD, para que así elijas el televisor que más se adaptará al lugar de tu casa, pero sobre todo para que no gastes tanto dinero en su compra.

¿Qué diferencias existen entre 4K 8K o ultra HD?

Después de conocer las diferencias entre cada uno de los formatos de televisor que te detallaremos en este post, podrás ir a comprar el ideal para ti, por lo que no debes perderte ninguna de las informaciones que te dejaremos en las próximas líneas.

1.      Resolución

La primera y más evidente diferencia entre un tipo de formato y otro, es la resolución que posee cada uno de ellos, es decir, la densidad con la que los píxeles se juntan en sus pantallas, que si bien es superior a los formatos más antiguos, no es igual entre ellos.

En el caso del formato 4K nos encontramos con 3840 píxeles horizontales y 2160 píxeles verticales, lo que da como resultado un aproximado de 8.3 millones de píxeles en pantalla, pero cuando vayas a comprar uno de estos lo verás expresado como 3840 x 2160.

Ahora, con las pantallas de formato 8K hay un mayor recuento de píxeles, ya que nos encontramos con 7680 píxeles horizontales y 4320 píxeles verticales, lo que da un aproximado de 33 millones de píxeles, así que hablamos de una resolución mayor, al menos de unos 8000 píxeles respecto al formato 4K.

Gracias a la unión de esos píxeles es que podemos visualizar las imágenes en las pantallas, por lo que mientras sea más alto el recuento de píxeles en ella, mayor será la resolución que disfrutarás en tu televisor, pero ambas son consideradas como ultra HD (UHD), ya que son superiores al formato HD casi descontinuado hoy en día.

2.      Contenidos disponibles

Otra de las diferencias importantes a considerar cuando se va a comprar un televisor 4K u 8K, es los contenidos que hay disponibles para cada uno de estos formatos, porque si vas a invertir dinero en su adquisición, lo más lógico es que quieras ver series, películas, documentales, etc., sin ningún tipo de restricciones.

La tecnología 4K tiene más tiempo en el mercado tecnológico, por lo que hay una gran variedad de contenidos que puedes disfrutar con los televisores de ese formato, así que es normal que actualmente se consigan los contenidos más novedosos para visualizar en ellos.

Sin embargo, eso no ocurre con los televisores 8K, un formato de televisor que es muy reciente en el mercado, que si bien permite una mejor definición en las imágenes a percibir en la pantalla, todavía los creadores de contenidos no han adaptado los ya hechos para ella, así que no se disfruta totalmente de la resolución que estos permiten, y hasta llega a ser algo perjudicial para el espectador.

3.      Precio

Con los dos apartados detallados ya en este post podrás tener una idea de por qué se diferencian los televisores 4K y 8K en ese sentido, y es porque los televisores 4K evidentemente son más económicos que los 8K, debido a que el coste de los primeros es inferior generalmente, porque se trata de una resolución más baja en pantalla, y esa es la referencia que se utiliza para colocar el coste de cada uno de ellos.

Al tratarse de una tecnología muy reciente, los costos de los televisores 8K son bastante elevados, sin importar la marca que se elija, algo que dificulta a muchas personas para su adquisición, y este punto lo toman en cuenta los creadores de contenidos para sus producciones, porque no se estarían disfrutando totalmente si no son muchos los que terminan adquiriendo dichos equipos.

¿Es mejor un televisor 4K o uno 8K?

Como has podido notar, las diferencias entre los televisores 4K y 8K son marginales, son muy mínimas, pero significativas, por lo que si estás preguntándote cuál de ellos conviene comprar actualmente, te podríamos decir que comprar un televisor de formato 4K es una apuesta segura, considerando las especificaciones ya mencionadas.

Los televisores 4K llevan un mayor tiempo en el mercado y por eso los encontrarás a un coste más asequible, hay más contenidos para visualizar en ellos, y de igual forma disfrutarás de una buena resolución en sus pantallas.

Con el paso del tiempo, las marcas seguirán desarrollando televisores 8K más asequibles, al igual que medios de grabación que sean menos costosos para los creadores de contenidos, pero por ahora con un televisor 4K en casa tendrás todo lo que necesitas para visualizar tus contenidos favoritos en él.

 

Leave a Reply