¿Cómo limpiar a un anciano con una cuidadora?

La higiene corporal se distingue por tratarse de un aspecto esencial en el bienestar de cualquier persona, especialmente si se encuentra en cama, y es que además de seguir tratamientos médicos y mantener una buena alimentación, los adultos mayores requieren que su cuerpo pueda mantenerse limpio no solo para tener una mayor sensación de bienestar, sino también para deshacerse de cualquier toxicidad que pudiera encontrarse adherida a su piel.

Asimismo, la reducida movilidad que pueden tener los ancianos podría llegar a causar que aquellas áreas del cuerpo que no tengan una buena higiene terminen permitiendo el desarrollo de escamas, picazón, enrojecimiento e incluso de lesiones.

Es precisamente por esa razón que este post se enfoca en explicar cómo las cuidadoras de ancianos suelen encargarse de limpiar a un anciano y, por qué contratar sus servicios puede ser una decisión muy acertada.

¿Cómo se realiza la higiene de los adultos mayores?

cuidadora con anciana

El momento de la limpieza e higiene consiste en el cual los ancianos suelen sentirse más vulnerable, especialmente en aquellos casos donde su estado de salud no les permite moverse.

Es justamente por eso que contar con el apoyo de una cuidadora cualificada podría ser de gran ayuda, y es que la misma se encargará de conectar con el adulto mayor y explicarle lo que harán juntos, de modo que el baño resulte más cómodo.

Esto es de gran importancia debido a que consiste tanto en su cuerpo como en su intimidad

En este sentido, las cuidadoras suelen informarles a los ancianos acerca de la forma en qué se llevará a cabo su higiene, los elementos que usarán, e incluso la necesidad e importancia de hacerlo de forma periódica.

Asimismo, se asegurarán de solicitar la autorización de la persona mayor al momento de tocar algunas zonas del cuerpo, e incluso podrían pedir su colaboración para hacerlo si fuese posible y necesario.

Aunque para muchas personas todo esto podría ser innecesario, lo cierto es que al ser profesionales especialmente preparados para este tipo de tareas, las cuidadoras son conscientes de la importancia que tiene ese pequeño diálogo antes del baño, ya que el mismo suele determinar no solo la manera en que realizan esta tarea, sino también su resultado.

Para estos profesionales no cabe duda que resulta indispensable respetar la intimidad de cada adulto mayor.

Elementos utilizados para la higiene

Ahora bien, cabe mencionar que por lo general las cuidadoras que se encuentran a cargo de la limpieza de los ancianos, suelen usar ciertos elementos para efectuar esta tarea, incluyendo los siguientes:

  • Balde para el agua.
  • Esponjas jabonosas.
  • Jabón líquido o champú.
  • Jarra con agua templada.
  • Tapones para los oídos (o bolas de algodón).
  • Ropa de cama limpia.
  • Secador (opcional).

Asimismo, es conveniente mencionar que actualmente hay diversos productos especialmente destinados a la higiene y aseo de ancianos dependientes, los cuales podrían ser empleados por las cuidadoras para facilitar esta tarea en caso de ser preciso.

Dichos elementos pueden consistir en duchas portátiles que incluyen tanto su bañera como su balde plegable, o en gorros que permiten lavar el cabello sin necesidad de usar agua o de enjuagar.

Aspectos por los que conviene tener apoyo de profesionales al momento del baño

cuidadora ayudando anciana

Aunque muchos familiares pudieran encargarse del baño de su ser querido, lo cierto es que existen ciertas razones por la cuales contar con el apoyo de cuidadoras profesionales puede ser una gran decisión; por ejemplo, las señaladas a continuación:

  • Son profesionales cualificados que sabrán respetar por completo la intimidad de los ancianos.
  • Se encargarán de comprobar que el agua tenga la temperatura apropiada antes de comenzar el baño y no extenderán demasiado el tiempo del aseo.
  • Se asegurarán de hacerlo de manera adecuada para garantizar la comodidad, bienestar y total higiene de los adultos.
  • Podrán tratar correctamente cualquier lesión o problema en la piel que pudiera surgir por la falta de movimiento.

¿Por qué contratar cuidadoras para ancianos?

Por último, a continuación se señalan algunos de los motivos, además de poder garantizar la higiene, por los que conviene contratar los servicios de una cuidadora para ancianos:

1.      Contar con una rutina

Las cuidadoras crearán una rutina de cuidados personalizada para cada anciano (horario de comidas, lugar y horario para los medicamentos, momento del baño, paseos, etc.) y se asegurarán de informarla a sus familiares, a fin de que exista una coordinación en todo lo referente a la atención de adulto mayor.

2.      Controlar la toma de medicamentos

Las cuidadoras se encargarán de controlar y llevar un registro (el cual también servirá para la familia) de todas la medicinas que el anciano tenga que tomar, de modo que sea posible mantener su salud y evitar posibles incidentes por mezclar u olvidar sus medicamentos.

3.      Garantizar la seguridad

Para cerciorarse que los ancianos estén protegidos y seguros, las cuidadoras podrían evaluar su hogar para comprobar el funcionamiento adecuado de todo e incluso podrían recomendar cambiar ciertas zonas que pudieran suponer un riesgo de accidente.

4.      Fomentar la actividad física

Al contratar una cuidadora para ancianos, la misma se encargará de estimular a la persona mayor tanto a nivel físico como intelectual.

Para esto, le ayudarán a realizar actividad física cada día, y también le proporcionará tiempo de terapias personales, o estímulos que ayuden a cuidar tanto su mente como su memoria.

Leave a Reply